8 rituales para tener el mejor día de tu vida

Yo digo que la felicidad no es ausencia de crisis, sino, nuestra actitud ante las crisis. Cuando sabemos que viene un día cargado, nos levantamos de la cama predispuestos, acelerado y sin así quererlo, esperando lo peor. La ciencia ha demostrado que mientras más en positivo vibre tu ser en la mañana, mayores posibilidades tendremos para que nuestros grandes problemas diarios se resuelvan como esperamos.

En otras palabras, creamos nuestra propia suerte.

En el lingo espiritual, el arte de crear nuestra suerte no es más que:

  • Tomar riendas de la mente
  • Hacer algo que nos haga vibrar alto, en la frecuencia del amor
  • Confiar (o tener mucha fe)
  • Pensar y actar en positivo, como si ya nuestros deseos se hubiesen manifestado

Lo cierto es que, aunque tengamos poco control sobre lo que sucede en nuestro entorno, tenemos el gran don y la dicha de poder controlar nuestra actitud (y vibración) ante lo que sucede en nuestro entorno.

Aquí comparto 8 rituales que funcionan mágicamente para vibrar en positivo y tener el mejor día posible, a pesar de las crisis:

  1. Mi alarma vibra en positivo

La mañana es la semilla que da lugar al resto del día. Gracias a mi alarma, mi día comienza en paz y armonía. Mi alarma trae música que enamora al alma, que dan deseos de entregarse a las vivencias del día. Es además eso que me trae mensajes de amor, gratitud e inspiración para entonar el día. Con este audio “los primeros 11 minutos de tu día” podrás incluso contar las 10 grandes bendiciones de tu vida.

2. Una hora de silencio

Blanca, mi primera maestra de Teatro, en la Casa de la Cultura de Playa (en la Habana), me enseñó que la primera hora del día aguarda el tono de todo lo que harás y serás durante el día. Cuando teníamos ensayo, Blanca nos pedía que no habláramos durante nuestra primera hora del día. A mi abuela le costaba entender por qué yo no le contestaba ninguna de sus preguntas, pero agradecía una nieta con más formalidad y mejor disposición por el resto del día.

3. Hoy es el mejor día de mi vida

Desde hace mucho tiempo, me despierto en silencio y mientras tomo mi café, pongo Música curativa de fondo, y hago un ejercicio mental para ayudar a la creación de mi día. Recorro la primera hora de mi mañana, diciéndole a mi subconsciente: “Este es el mejor café que me he tomado en mi vida”, “Esta es la mañana más linda que he visto”, “este es el despertar más agradable que he tenido en mi vida”. Juego con ese bello ejercicio hasta que mi mente subconsciente se lo cree, lo adopta y sin tener que forzar nada, practica apreciación. De lo contrario, ella revierte solita a ese estado mental tan humano de enfocarse en lo que no funciona, en lo que no vibra como debe, en lo que no me gusta. Con ello, reprogramo la mente, porque sin duda, nos convertimos en eso que dicta su narrativa.

4. Recomienzo, cada día

“Hoy es el primer día del resto de nuestras vidas” una frase de Abbie Hoffman que nos invita a ver que cada día que despertamos es una bendición y una oportunidad para un nuevo comienzo. Decreto para ese comienzo muchísimas bendiciones. Vibro en tanta gratitud como el día me lo permita. Entiendo, que no todos los días tienen que ser especiales, pero podemos comenzarlos con una buena razón para disfrutarlos.

5. Bendigo mi día

“Hoy va a ser un gran día”. Así lo decreto. Regalo al universo una sonrisa, con la esperanza de que eso mismo reciba de todos con aquellos que tropiezo durante el día. Entiendo que cada uno de ellos está luchando su propia batalla y que a veces, actúan desde las carencias y desde sus grandes miedos.

¿Qué día es?”, preguntó Pooh.

“Es hoy”, contestó Piglet.

“¡Ah, mi día favorito!”, dijo Pooh.

6. Aprovecho mi día

Actúo consciente de que jamás volveré a tener este día de nuevo, así que aseguro de que todo lo que haga en el día cuente. “Cada mañana nacemos de nuevo. Lo que hacemos hoy es lo que más importa”. Esta frase, atribuida a Buddha, transmite ese sentimiento. Y como trabajo 8 horas, me aseguro que en las próximas horas que restan haga al menos algo que me encante, ya sea bailar o ir a ver una puesta de sol o escribir una historia.

7. Agradezco

Si el día amanece lluvioso, me siento feliz por las flores. Si el día amanece soleado, me siento feliz por mi piel que podrá tomar de su deliciosa vitamina D. La gratitud es la semilla de todas las bendiciones, es una vibración sumamente efectiva para cambiar cualquier situación que estés viviendo. Además, contar bendiciones multiplica tus bendiciones. En esos 11 minutos de la mañana, contarás 10 bendiciones, en las cuales no importa el orden ni el hecho de que sean 10 bendiciones diferentes todos los días.

8. Preparo el terreno para que mañana sea un mejor día

“la gratitud es la semilla de todas las bendiciones”

Jocy Medina

En las noches, con el cuerpo tumbado y lista para dormir, apago las luces de afuera y enciendo las de adentro. Medito, aunque sea por unos minutos antes de resetear para el nuevo comienzo que tendré al próximo día. Escucho una voz que me guíe al mundo de la limpieza espiritual, una meditación que deje en este día pasado todo eso que no deseo llevar conmigo a al maravilloso día que será mañana.

20 afirmaciones positivas para comenzar tu día

A veces, nos levantamos volando. Si no tienes tiempo para escuchar tus 11 minutos de gratitud en la mañana, aquí te regalo 20 afirmaciones para que te las digas en tu primera hora del día. Puedes simplemente leerlas, o repetirlas mentalmente mientras haces tus quehaceres. Las afirmaciones son como mantras poderosos que sin duda cambiarán tu suerte para bien y mejorarán la química de tu día:

  1. Hoy, creo en mí
  2. Me amo tal y como soy
  3. Hoy es el mejor día de mi vida
  4. Amo y cuido a mi cuerpo
  5. Comparto luz y amor con todos en mi camino.
  6. Hago honor a mi luz interior, escucho a mi intuición y sigo a mi guía
  7. Me acepto completa y absolutamente como soy
  8. Soy un ser único
  9. Mi mente es poderosa y puede cambiar el curso de todo.
  10. Los problemas no son eternos
  11. Para bien o para mal, el día de hoy no se repetirá
  12. Es mi deber vivir las mejores experiencias de vida
  13. Todos los problemas traen una lección o una bendición
  14. Agradezco todas las lecciones que he aprendido con mis tropiezos anteriores
  15. Me libero de toda culpa
  16. Estoy aprendiendo, creciendo y evolucionando
  17. Tomo el primer paso hacía nuevas metas
  18. Amo mi vida y todas las cosas magníficas que hay en ella
  19. Con cada paso que doy, le añado más dimensión y color a mi vida
  20. Gracias, gracias, gracias por todas las bendiciones que puedo contar en este preciso momento.

Procesando…
¡Lo lograste! Ya estás en la lista.

Aquí les dejo una meditación nueva, para comenzar tu día, en sincronización espiritual con la frecuencia de:

1- LA GRATITUD

2- EL PERDÓN

3- LA HUMILDAD y,

4- EL AMOR

Basado en el Ho´oponopono, una técnica milenaria, hawaiiana, de corrección, gratitud y amor, en la cual repetimos el mantra o palabras gatillos más poderosas que existen. Estas 4 palabras:

 ❤️Lo siento ❤️ Perdóname ❤️ Te amo ❤️ Gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: